Entradas

¡Este domingo os esperamos en Rankia a las 18:00h!

Este domingo os esperamos en Rankia a las 18:00h. Situación actual de los mercados con el #COVID -19, ideas de inversión en renta variable y renta fija, posibles estrategias a seguir en las carteras.

Pincha en el siguiente enlace para poder acceder a la información:

RANKIA 26.04.2020 CONSULAE EAF

¡No te pierdas la intervención de José Manuel en Estrategias de Inversión!

Pincha en el siguiente enlace para ver las respuestas del consultorio de fondos de Estrategias de Inversión:

 

ESTRATEGIAS DE INVERSIÓN 09.04.2020

 

 

¿Tienes alguna pregunta sobre fondos? ¡Este jueves Consulae está en Estrategias de Inversión!

No dudéis en enviar vuestras preguntas, consultas o dudas sobre fondos de inversión a nuestro Socio, Jose Manuel García Rolán, quién estará el próximo jueves día 4 de julio en Estrategias de Inversión.

En enlace donde podéis hacer las consultas es este:

https://www.estrategiasdeinversion.com/analisis/consultorio/pregunta/jose-manuel-garcia-rolan-m-360541

Saludos,

Equipo de Consulae

 

Comentario Gestión Boutique CL Flexible. Primer trimestre de 2019.

Cierre del primer trimestre de 2019 en el Gestión Boutique CL Flexible, el fondo asesorado por nuestra EAF.

Resultado en el año por encima del 5% de rentabilidad en un comienzo de año en el que con el fuerte tirón de inicio, se ha ido aprovechando para ir rebajando exposición a riesgo en el fondo mediante la apertura de coberturas sobre Eurostoxx, Ibex35 y DAX y el cierre de algunas posiciones que nos aportaban sesgo a sectores que habían aportado mucha volatilidad en el pasado, como el tecnológico americano o las pequeñas y medianas compañías a nivel global (Europa, Asia y EEUU).

También se han ido subiendo los pesos a posiciones más defensivas, mediante la compra de algunos ETFs sectoriales, de salud (sectorial americano) y consumo básico (sectorial americano); al tiempo que se abrían posiciones en renta variable japonesa, también mediante un ETF.

Con todo ello, la parte sesgada a renta variable de la cartera, tiene un equilibrio entre Europa y Estados Unidos, aunque la exposición a renta variable europea está en este punto prácticamente cubierta o protegida en su totalidad, mientras que el posicionamiento a renta variable de Estados Unidos es más sectorial y táctica, con presencia principalmente en sectores defensivos como hemos comentado anteriormente.

Por otro lado, seguimos manteniendo una posición elevada en liquidez, en espera de que correcciones en el mercado nos den buenas oportunidades de compra. Recordamos que no tenemos apenas posiciones en renta fija, salvo un 7% de la cartera en bonos flotantes a corto plazo y un 3% en renta fija emergente, ya que seguimos viendo un escenario complicado para la renta fija.

Así pues, en este punto de mercado, el fondo mantiene una estrategia de prudencia ante los acontecimientos que pueden venir por delante, y teniendo en cuenta que la confirmación de una acuerdo comercial entre China y Estados Unidos puede estar ya metida en precio en gran parte, y que cualquier variación en la hoja de ruta puede por tanto aportar volatilidad, una volatilidad que por el momento ha desparecido del mercado.

 

 

Enlace a nuestro consultorio de fondos del 8 de marzo de 2019

Enlace al último consultorio de fondos de inversión realizado por Consulae EAF en Estrategias de Inversión:

Esperamos que sea de su agrado!!

https://www.estrategiasdeinversion.com/analisis/consultorio/miguel-angel-cicuendez-m-360441

¿Quiere empezar a invertir? Utilice los productos adecuados.

Muchas veces, tenemos reuniones con ahorradores que han decidido dar un paso más en su salud económica, y quieren comenzar a invertir su dinero. Sin embargo, y especialmente cuando estos ahorradores no tienen demasiada formación financiera, surge la gran cuestión: ¿en qué invierto y cómo lo hago?

Debemos invertir en productos que podamos entender

Como hemos comentado en muchas ocasiones, no es necesario invertir en «cosas extrañas o complicadas» para poder sacar rentabilidad a nuestro dinero. Por lo tanto, nuestro primer consejo es que utilicen siempre productos que conozcan y sean capaces de entender, ya que así podrán valorar los riesgos y beneficios que tiene esa inversión.

Fondos de Inversión. El activo de inversión por excelencia

Profundizando un poco más en el ahorrador principiante, creemos que uno de los activos que mejor le encajan a la hora de comenzar a invertir, son los fondos de inversión, que como ya hemos comentado otras veces, reúnen una serie de condiciones que creemos son muy interesantes. Pero no creemos que los fondos de inversión sean un producto solo aconsejable para inversores principiantes, ni mucho menos. De echo, a lo largo de nuestros años de experiencia, hemos podido comprobar como independientemente de la experiencia o formación de los inversores, el producto preferido para invertir son los fondos de inversión.

Ventajas de invertir en fondos de inversión

Recordemos brevemente algunas de sus ventajas:

– Podemos aprovecharnos de la diversificación. Al ser productos que cuentan con un gran patrimonio, tienen capacidad para invertir en muchos más activos que un inversor particular.

Costes bajos. Los fondos cobran una comisión de gestión anual. Sin embargo, si pensamos lo que nos costaría replicar la cartera que pueden tener un fondo de inversión, llegaríamos a la conclusión de que sería muchísimo más caro.

– Evitamos barreras de entrada. Hay mercados que para un particular son poco accesibles, principalmente por un tema de costes. Es decir, para un particular, suele ser bastante caro comprar en mercados internacionales por ejemplo, o difícil llegar a tomar posiciones en divisas o materias primas (se utilizan derivados y se necesita cierto capital). Sin embargo para un fondo, esos problemas no existen.

Nos aprovechamos de una gestión profesional. Los fondos están gestionados por un equipo de profesionales, que se dedica a buscar y analizar las diferentes oportunidades que se generan en los mercados financieros. Además, los profesionales suelen utilizar herramientas complejas para hacer inversiones o protecciones en su cartera, herramientas que no suelen estar al alcance (ya sea por costes o por complejidad) de los inversores particulares.

Así pues y como conclusión, creemos que por utilizar productos complejos no se van a generar mejores rentabilidades. Es más, creemos que utilizar productos complejos sin tener los conocimientos y experiencia necesarios pueden producirnos importantes pérdidas en nuestro capital. Por ello, recomendamos, especialmente para inversores principiantes, el uso de activos como los fondos de inversión, que puedan proporcionarnos un acceso a los mercados financieros, pero a través de un mecanismo sencillo de entender.

Tambien creemos que es importante contar con la ayuda de un asesor financiero que pueda ayudarnos a elegir los mejores productos en función de nuestros objetivos y necesidades. A la hora de invertir en fondos de inversión, existe una gran oferta, por lo que puede ser difícil saber cual o cuales fondos nos encajan mejor y esto es especialmente importante en momentos donde los mercados sufren incertidumbres. Contar con un buen asesor financiero, puede suponer la diferencia entre invertir con seguridad o perder dinero.

¿Qué es y cómo se calcula el Valor Liquidativo de un fondo de inversión?

A la hora de invertir en un fondo de inversión, lo hacemos comprando participaciones del mismo. Cada una de estas participaciones, tiene un valor que se denomina valor liquidativo del fondo.

El valor liquidativo se obtiene dividiendo el patrimonio total del fondo de inversión, entre el número de participaciones que hay en circulación.

Por norma general, los fondos de inversión actualizan su valor liquidativo todos los días, aunque este suele mostrar el comportamiento del fondo con uno o dos días de retraso con respecto a lo que ha hecho el mercado. Esto es así, ya que generalmente, para obtener el valor liquidativo, los fondos de inversión suelen esperar al cierre de mercado, para poder calcularlo y al día siguiente para publicarlo.

Vemos un ejemplo sencillo. Imaginemos que la bolsa europea tiene una fuerte subida un lunes por ejemplo. Si tenemos un fondo de inversión de renta variable europea; ¿cuándo reflejará la subida?…, pues lo normal es que lo haga en el valor liquidativo del martes.

Sin embargo, puede haber fondos que actualicen su valor liquidativo con dos, tres o más días de retraso, aunque este liquidativo se publique diariamente. También se da en determinados fondos, una publicación del valor liquidativo de manera semanal, en lugar de diaria.

¿Cómo saber a qué fecha está actualizado el valor liquidativo de mi fondo?

Es muy sencillo. En nuestra valoración de cartera, aparecerá la fecha a la que corresponde el valor liquidativo que está mostrando nuestro fondo, por lo que podremos saber con exactitud, si ha recogido ya los últimos movimientos que hayan podido tener los mercados financieros.

¿Sabe que pasaría con sus fondos de inversión si su banco quiebra?

Recientemente leíamos los datos de una encuesta en la que se preguntaba a un amplio grupo de ahorradores/inversores, si sabían que era lo que pasaba con su fondo o fondos de inversión en el caso de que el banco donde los tuviera depositados quebrara. La respuesta nos ha dejado «preocupados» ya que un 52% de los encuestados no sabía que pasaría con sus fondos.

En primer lugar vamos a tratar de ser muy claros a la hora de responder esta duda:

En ningún caso, ante la quiebra del banco, el inversor en fondos de inversión pierde su dinero, ya que los fondos de inversión están fuera del balance de la entidad.

Cuando compramos participaciones en un fondo de inversión, somos titulares de una inversión que depende de la gestora del fondo de inversión y no de la entidad que lo comercializa. Si nuestro banco quiebra, podríamos llevarnos nuestros fondos de inversión a otra entidad. 

Sería el mismo caso que si tenemos unas acciones de bolsa, y el banco quiebra. En este caso, las acciones son nuestras, y por tanto podríamos llevárnoslas a otra entidad sin problemas (salvo por supuesto si son acciones del propio banco que quiebra, que en ese caso dejarán de tener valor como por ejemplo ocurrió con el Banco Popular).

Sin embargo, si el fondo de inversión en el que hemos invertido, tiene dentro de su cartera productos del banco que quiebra (por ejemplo depósitos o acciones de ese banco), sí que se producirá un impacto negativo en la rentabilidad del fondo. Este impacto dependerá del peso que tenga el fondo a la entidad que ha quebrado. Generalmente en fondos bien diversificados y gestionados ese impacto no se notaría apenas. Sin embargo en el caso de fondos propios, hay gestores que ponderan en exceso los productos de su propia entidad, lo que podría generar un impacto elevado en el fondo en un caso de quiebra.

 

¿Qué comisiones me pueden aplicar a la hora de comprar un fondo de inversión?

A la hora de invertir, uno de los factores que puede condicionar que lo hagamos en un activo u otro, es la comisión que tenga el activo. Los fondos de inversión es uno de los activos que más dudas suele generar en este aspecto, ya que a la hora de mirar el folleto informativo de un fondo, aparecen ciertas comisiones y gastos que podemos no tener claro si se nos van a aplicar o no.

Costes directos e indirectos

En primer lugar, antes de pasar a ver las comisiones que puede cobrar un fondo de inversión, debemos de tener claro que hay una serie de comisiones que el fondo descuenta del patrimonio gestionado y que por tanto se descuentan del valor liquidativo del mismo; y existen otras comisiones que se pueden descontar de la cuenta corriente.

Las comisiones que el fondo descuenta del patrimonio, se denominan comisiones indirectas, ya que no las pagamos directamente en cuenta, si no que nos minoran la rentabilidad que nos proporciona el fondo; mientras que las comisiones que se nos carguen en cuenta corriente por tener ese fondo de inversión, se denominarían comisiones directas.

Costes indirectos

Veamos algunos tipos de comisiones indirectas en un fondo de inversión.

Comisión de Gestión: Es la principal comisión de un fondo de inversión, y se trata de la comisión que el fondo cobra por gestionar el patrimonio. Con esta comisión se paga a los gestores y otro tipo de gastos internos que pueda tener el fondo para su funcionamiento, como gastos de auditoría por ejemplo.

Comisión de Éxito: Comisión que puede cobrar la gestora del fondo, si este llega a un nivel de rentabilidad mínimo y fijado de antemano.

Comisión de Depósito: Comisión que puede cobrar la gestora del fondo por el depósito y custodia de los activos que tiene dentro del fondo de inversión y que repercute al cliente.

Comisión de Suscripción: Comisión que puede cobrar la gestora del fondo porque el inversor compre participaciones de su fondo.

Comisión de Reembolso: Comisión que puede cobrar la gestora del fondo por vender las participaciones de su fondo.

Costes directos

Veamos algunos tipos de comisiones directas en un fondo de inversión.

Comisión de Suscripción: Comisión que puede cobrar la entidad que comercializa el fondo por comprarlo. No hay que confundir esta comisión que cobra la entidad comercializadora, es decir el banco, con la que puede cobrar la gestora del fondo. Son comisiones diferentes.

Comisión de Reembolso: Comisión que puede cobrar la entidad que comercializa el fondo por venderlo. Al igual que en el caso anterior, no confundir la comisión que puede cobrar la comercializadora con la que puede cobrar la gestora.

Comisión de Custodia: Comisión que puede cobrar la entidad que comercializa el fondo por tener el fondo depositado. Suele ser una comisión anual, pero pagadera trimestralmente.

¿Comprar un fondo solo teniendo en cuenta las comisiones? Error.

A la hora de invertir, uno de los factores que más preocupa a los inversores es el tema de las comisiones del producto que van a contratar, algo que vemos totalmente normal, pero que en el caso de los fondos de inversión en ocasiones puede derivar en un error.

Comisiones a la hora de comprar acciones

Históricamente, muchos inversores han comenzado a dar sus primeros pasos en el mundo de las inversiones con la compra y venta de acciones. Lógicamente en este caso, es normal que a la hora de trabajar con un determinado broker, las comisiones que este cobre por la operativa, puede ser algo determinante a la hora de invertir. Al fin y al cabo, una acción de Telefónica, es la misma se compre en Bankinter o en el Banco Santander. Sin embargo, las comisiones de estos dos bancos a la hora de comprar o vender esta acción son seguramente diferentes. En este escenario, buscar las comisiones más baratas es lo adecuado.

Comisiones a la hora de comprar fondos de inversión

Sin embargo, en el caso de los fondos de inversión, invertir siguiendo el criterio de buscar el fondo más barato, puede ser un gran error, ya que existen muchos fondos de inversión con políticas de inversión diferentes, y cuyas comisiones de gestión suelen depender del perfil de riesgo del fondo y de su ámbito de inversión.

Es decir, dentro de los fondos de inversión, existen fondos monetarios, de renta fija, mixtos, de renta variable… y dentro de cada uno de estos, pueden existir a su vez muchas subcategorías. Dependiendo de esto, el fondo cobrará una comisión mayor o menor. Como hemos comentado, esto suele depender de las dificultades de gestionar el fondo y su política de inversión. Es muy comprensible por tanto, que un fondo monetario que apenas conlleva gestión, tenga unas comisiones muy bajas, mientras que un fondo de renta variable emergente debería de tener unas comisiones bastante más elevadas.

Por norma general, cuanto más potencial de rentabilidad tenga un fondo de inversión, mayor será su comisión de gestión, ya que se supone que para lograr ese potencial de rentabilidad, tendrá que invertir en activos que conllevan una mayor volatilidad y por tanto unas mayores dificultades de gestión para su equipo gestor.

Así pues, creemos que el criterio de selección de fondos de inversión, nunca debe tener las comisiones del fondo, como un factor determinante a la hora de la contratación. Solamente en el caso de que dentro de nuestra selección de fondos, haya dos o tres de la misma categoría, con el mismo o similar perfil de riesgo y con la misma política de inversión, que elegiríamos por supuesto el más barato.

Si por ejemplo tenemos dos fondos de renta variable, uno que ha logrado a 3 años una rentabilidad media del 12% con una volatilidad del 8% y que cobra una comisión de gestión del 1,50% y otro que al mismo periodo ha logrado una rentabilidad media del 10% con una volatilidad del 9% y que cobra una comisión de gestión del 1%, no duden que nosotros nos quedaríamos con el más caro, ya que pagar esa mayor comisión nos sale a cuenta, visto que el fondo no solo saca más rentabilidad media, si no que lo hace con una menor volatilidad.

Nuestra recomendación, es que si ven un fondo que les gusta, y cobra una comisión de gestión que les parece elevada, vean si el motivo de que esa comisión es elevada está justificado. ¿Cómo?; comparándolo con fondos de la categoría, viendo si el gestor hace un buen trabajo y bate al índice y a la media de su categoría, mirando si el fondo tiene un buen ratio de Sharpe…

Si encuentran dos fondos de inversión que se ajustan a sus necesidades, y que son muy similares en su composición, rendimiento, volatilidad, gestión… entonces sí, compren el más barato.

 

{"wp_error":"cURL error 28: Resolving timed out after 5000 milliseconds"}